Visite los pesebres más famosos

Visite los pesebres más famosos

Un pesebre, o sea un nacimiento, es parte inseparable de la Navidad y no puede faltar en ningún mercadillo navideño.

HomeWhat's NewVisite los pesebres más famosos
Cada ciudad grande o pequeña tiene en su plaza central un árbol navideño iluminado con un pesebre debajo. Cada pesebre es singular y único. Cada artesano que fabrica pesebres narra una versión individual de la historia del nacimiento del Niño Jesús. Te invitamos a visitar las ciudades más notables con los pesebres más bellos en la República Checa.

Pesebres praguenses

En numerosas iglesias praguenses se pueden ver diversos pesebres y nacimientos, igual que afuera, en los mercadillos de Adviento. La exposición de pesebres más famosa está en la parte subterránea de la Capilla de Belén (Betlémská kaple) en el antiguo Barrio Judío de Praga. En la catedral de San Vito en el Castillo de Praga se celebrarán misas navideñas y habrá un pesebre también. El Museo del Puente de Carlos preparó para este año también la exposición navideña con un pesebre de paja con figuras gigantes. La iglesia de Nuestra Señora de las Nieves (kostel Panny Marie Sněžné) tiene preparada una exposición navideña que incluye pesebres de todo tipo de materiales, hasta un pesebre mecánico con figuras móviles. En tiempos remotos, durante las fiestas navideñas, salía a las calles un personaje que era titulado “el farolero”. Podrás verlo caminando por el Puente de Carlos durante el Adviento vestido de traje histórico con una barra larga; irá encendiendo los faroles de gas.

Museo del Niño Jesús de Praga

La iglesia de Nuestra Señora de la Victoria (kostel Panny Marie Vítěžné) en Praga guarda la estatua de oro del Niño Jesús de Praga. Todos los años llegan aquí numerosos turistas del mundo entero para expresarle su admiración. La estatua de madera mide 47 cm, está cubierta de cera y la expresión de su cara es excepcional y difícil de imitar. La iglesia ofrece misas navideñas durante toda la Navidad. El pesebre estará expuesto en la iglesia durante todo el período de la Navidad.  

Museo de pesebres Karlštejn

Ven a disfrutar del ambiente prenavideño en el Museo de pesebres que se encuentra al pie de Karlštejn —uno de los más famosos castillos checos—. Para llegar aquí en coche necesitarás casi una hora. Aquí podrás ver no solo pesebres clásicos de madera, sino también de materiales no tradicionales, tales como, por ejemplo, la cera, azúcar o pan, y también un par de pesebres mecánicos. La reliquia más importante del museo es el pesebre real de Karlštejn. Es el pesebre de marionetas más grande en la República Checa, ocupa una superficie de 80 m2. El pesebre con imágenes del castillo al fondo incluye 46 marionetas de madera vestidas de ropa histórica. ¿Qué sería del Adviento en Karlštejn sin el característico aroma a pan de miel? Toda el área al pie del castillo Karlštejn está repleta de pesebres frescos, hechos de pan de miel, que acentúan ese ambiente inolvidable hasta el día de los Reyes Magos. 

Nacimiento de Krýz

El pesebre mecánico popular más grande que también está registrado en el Libro de récords de Guiness está expuesto en la ciudad Jindřichův Hradec en Bohemia del Sur que se encuentra a una hora y media en coche de Praga. El pesebre está compuesto por casi 1400 figuras de madera y de masa de laminado y algunas de ellas se mueven. En los tiempos de antes el pesebre era accionado de forma manual, ahora está modernizado y es accionado por motor eléctrico. En el Museo de la Región de Jindřichův Hradec (Muzeum Jindřichohradecka) también hay un pesebre y se puede ver durante el año entero.  

Pesebres en Třešť

Třešť en Vysočina es una de las regiones más importantes respecto a la fabricación de pesebres en la República Checa. El inicio de esta industria data del siglo XIX cuando comenzó a expandir la producción de pesebres de papel y de madera. Al paso del tiempo sólo pesebres de madera han podido salir adelante. La base de los pesebres de Třešť es el lugar de nacimiento del Niño Jesús situado en el centro y rodeado de paisaje, cortijos y cabañas. Manadas de ovejas están apacentándose en los pastos por todo alrededor. Los pesebres en la actualidad pueden tener hasta 500 figuras y una longitud de 7 metros. Los pesebres locales no solo representan la historia bíblica sino también ofrecen una imagen de la vida y la vestimenta de la gente humilde. En la actualidad aún viven aquí unos 10 pesebristas populares quienes continúan con esta tradición. Los pesebres locales se mantienen abiertos para la población durante todo el período de la Navidad. Puedes admirar hasta 20 pesebres situados en las viviendas de Třešť o en el Museo de la región de Vysočina (Muzeum Vysočiny) que está en la plaza, en la casa de Schumpeter. Una tradición bastante reciente es el evento Dřevořezání (tallado de madera) que se celebra cada verano. En ocasión de este evento surgen unas 20 figuritas nuevas de 10 – 15 cm que luego son integradas en el pesebre común. El pesebre común que incluye ya más de 1000 figuras y estructuras, se encuentra en la exposición de la Asociación de amigos de los pesebres. La navidad en Třešť dura el año entero.

Pesebre de Preboste de Třebechovice

El pesebre más valioso y admirado en la República Checa es el pesebre mecánico hecho de madera que está en Třebechovice pod Orebem, en Bohemia del Este. Fue elaborado hace más de un siglo. El pesebre se compone de más de 2000 piezas talladas, hechas por las manos de los tallistas populares Josef Probošt y Josef Kapucián. El pesebre se puede ver durante el año entero; no obstante, en el período de Adviento se celebran muchos eventos navideños en este lugar. Aquí se organizan regularmente también los tradicionales mercadillos de Belén con el ambiente inolvidable de la Navidad checa en el estilo antiguo y un rico programa navideño.