Praga industrial

Praga industrial

Conoce los monumentos técnicos de Praga

HomeWhat's NewPraga industrial
La arquitectura industrial atrae. Las naves antiguas, las fábricas, los molinos, las fábricas de maquinaria y otros monumentos están ganando popularidad a lo largo de varias generaciones. Unas veces estos edificios cumplen su propósito original, otras han cobrado nueva vida y ahora son museos, bares o lugares de encuentros. ¿Sabes dónde encontrar los monumentos técnicos más interesantes de Praga?

Funicular de Petřín (Lanovka na Petřín) y Mirador de Petřín (Petřínská rozhledna)

Ambas obras técnicas se inspiraron en París y estaba previsto abrirlas en 1891, cuando se celebró la magnífica Exposición Conmemorativa en Praga. Representaban el progreso técnico del entonces mundo moderno. Todo salió bien y ambas obras se abrieron a tiempo. El primer funicular con pasajeros llegó a Petřín el 25 de julio de 1891. El accionamiento se resolvió de una manera interesante: era de agua. Al vagón superior del funicular se bombeó agua de manera que pesara más que el vagón inferior y el conductor del funicular sólo debía frenar. En 1931, el funicular fue electrificado y la forma actual se basa en la reconstrucción completada en 1985. El funicular de Petřín en su apariencia actual está situado en el Barrio Pequeño (Malá Strana), en Újezd, ​​y tiene un total de 3 paradas. De hecho, es un híbrido entre funicular y tren. Los vehículos discurren sobre raíles y al mismo tiempo se tira de ellos mediante un cable de acero. ¿Y qué tal el Mirador de Petřín? La inspiración es evidente: el mirador de Praga copia libremente la Torre Eiffel en París. Al igual que el funicular, la torre fue construida por entusiastas de la Exposición Conmemorativa en 1891. El mirador de Praga celebra este año su 130 aniversario y lo alcanza en muy buen estado. Recientemente fue renovado completamente y desde lo alto del mirador tendrás una de las vistas más hermosas de Praga.

Palacio de Exposiciones (Veletržní palác)

El Palacio de Exposiciones es un edificio del barrio praguense Holešovice y es uno de los primeros y más grandes edificios funcionalistas de Praga. Fue destinado para celebrar ferias comerciales, siendo posteriormente sede de empresas de comercio exterior. El palacio fue diseñado por los arquitectos Josef Fuchs y Oldřich Tyl a partir de un concurso arquitectónico y su construcción se llevó a cabo entre 1925 y 1928. Con una superficie de unos 13.500 m2, fue el edificio más grande de su tipo en el mundo. En la década de los 70 del siglo XX, el edificio se incendió por completo y se comenzó a buscar un nuevo uso para el edificio en ruinas. Aproximadamente 20 años más tarde, el edificio fue reconstruido e inaugurado de nuevo. Hoy en día, el Palacio de Exposiciones es la sede de la Galería Nacional de Praga (Národní galerie), que alberga las exposiciones permanentes de 1796-1918: Arte del siglo largo y de 1918-1938: La Primera República, y otros espacios que utiliza para diversas exposiciones a corto plazo que necesitan espacio a su alrededor.

Viaducto de Negrelli (Negrelliho viadukt)

El Viaducto de Negrelli conecta la Estación de Masaryk (Masarykovo nádraží) de Praga con la otra orilla del río Moldava y pasa, entre otros lugares, también por el barrio de Karlín. Históricamente, es el primer puente ferroviario de Praga sobre el Moldava y también el segundo puente más antiguo de Praga sobre el Moldava en general. Es el puente ferroviario más largo de toda la República Checa, ya que su longitud es de 1.110 metros y cuando se completó tenía 87 arcos. El puente se puso en funcionamiento en junio de 1850. Hasta principios del siglo XX, fue incluso el puente ferroviario más largo de Europa. A lo largo de los años, el puente ha sufrido muchas modificaciones y reparaciones. La última vez que el puente se reconstruyó por completo a su forma original fue entre 2017 y 2020, cuando literalmente no quedó piedra sobre piedra. Se reconstruyeron un total de 100 bóvedas de ladrillo, piedra arenisca y granito, ocho de las cuales atraviesan el Moldava. Un total de 19 bóvedas tuvieron que ser completamente desmanteladas y reensambladas de acuerdo con los planos originales bajo la supervisión de protectores de monumentos históricos. Si eres un fan del ferrocarril, no debes perderte este monumento industrial cuando visites Praga.

Estación depuradora de aguas residuales de Bubeneč

La antigua estación depuradora de aguas residuales de Praga, en el barrio de Bubeneč, es un importante monumento industrial. Fue construida entre 1901 y 1906 y se utilizó para el tratamiento de aguas residuales hasta 1967. El proyecto de la estación depuradora fue desarrollado por el ingeniero inglés, Sir William Heerlein Lindley. Es uno de los monumentos industriales de Praga que puedes ir a visitar. Verás los espacios conservados con los restos del equipo tecnológico original, tanto para el propio tratamiento de aguas residuales y las instalaciones relacionadas, como para asegurar el accionamiento de las máquinas. Puedes visitar, por ejemplo, la sala de máquinas de vapor con su sala de calderas. La antigua estación depuradora de aguas residuales está considerada como Monumento Cultural Nacional Checo desde 2010 y, gracias a su singularidad y buena preservación, se esfuerza por ser inscrita entre los monumentos del Patrimonio Cultural y Natural de la Humanidad de la UNESCO.

Sala de embarque de la Estación Central de Praga

Algunos de los monumentos industriales de Praga todavía siguen funcionando y puedes pasar cerca de ellos sin darte cuenta. Por ejemplo, un bello ejemplo de monumento técnico es la histórica cubierta de acero de las vías y los andenes de la Estación Central de Praga. La histórica sala de andenes de acero en la estación ferrocarril Estación Central de Praga (Praha hlavní nádraží), junto con el edificio de embarque en estilo de arte nuevo, es punto dominante de toda la zona cerca de la Plaza de Venceslao (Václavské náměstí). La sala de dos naves, con arcos de acero, construida en 1905, y cuya construcción involucró una fábrica de acero directamente desde Praga, es ahora un edificio protegido como monumento histórico. Hace unos años, fue completamente reconstruido y se puede admirar el edificio, que no sólo es práctico, sino también hermoso.